Sea siempre consecuente con sus hijos

Por Liliana Carrera

Trabajo como maestra en un colegio de primaria y tras más de 20 años impartiendo clases y charlas con padres y alumnos, me he dado cuenta de que la regla más importante e imprescindible que debe seguir todo aquel que tenga hijos es el ser CONSECUENTE. Os voy a contar un caso que se me presentó el año pasado. Se matricularon 4 hermanos de diversas edades y todos ellos por una u otra razón pasaron por el despacho del director en alguna ocasión, alguno de ellos incluso más de una vez.

Finalmente decidimos concertar una cita con sus padres, y cuando nos entrevistamos con ellos, empecé a informarles sobre la importancia de ser consecuentes en la educación de nuestros hijos.

Ellos me dijeron que ya saben qué significa ser consecuente, lo que les ocurre es que no saben mantenerlo en el tiempo y bajan la guardia constantemente. Así que les hicimos ver que ahí estaba el problema, no sirve de nada ser consecuente la mayoría de las veces, hay que serlo siempre.

Para ayudarles les dimos una serie de pautas que podían tener en cuenta a la hora de mantener su palabra en el tiempo, sin que el agotamiento les lleve ceder de vez en cuando:

1. Enfatice en la conducta prioritaria: estas pueden ser tanto positivas como negativas. Si hablamos de una positiva puede ser por ejemplo que queremos que nuestros hijos colaboren más entre si, la cooperación será la conducta prioritaria y por eso trataremos de resaltar aquellos momentos en los que ellos colaboran para que sepan que valoramos su actitud positivamente.

Esta conducta prioritaria puede ser también negativa, como por ejemplo las constantes peleas o rabietas que se cogen sus hijos.

La tarea no resulta sencilla pero hay que ser consecuente y aunque en algunos momentos se esté cansado, más vale cumplir con lo pactado que dejarlo pasar, ya que a largo plazo nos arrepentiremos de ello.

Con este sistema lo que aprenderán sus hijos es a generalizar lo que han ido aprendiendo, y lo aplicarán en otras situaciones.

2. Tenga recordatorios visibles: pueden ser pequeñas notas que pondrá en la puerta del frigorífico o en el interior de un armario.

Estas nos ayudarán y recordarán a ser consecuentes: “No debe ceder ante sus berrinches” o “motivarlos cuando juegan justos y compartiendo”.

3. Elegir el momento adecuado: si se ha decido a empezar un nuevo plan en la disciplina de sus hijos, elija el momento más adecuado para ello. Es decir, un momento de estabilidad para disponer de tiempo suficiente, no es buena idea iniciarlo con la visita de algún familiar o al inicio de unas vacaciones.

4. Tenga paciencia: tenga en cuenta que los cambios no se producen de un día para otro. En la mayoría de los casos son pautas ya adquiridas las que queremos modificar y eso requiere su tiempo.

5. Sus hijos le van a poner a prueba: aunque en principio quizá acojan con agrado las nuevas normas, llegará un momento en el que tratarán de tensar la cuerda para ver hasta dónde está usted dispuesto a llegar. Este es un momento crucial para demostrarles que hasta el final. Aunque tenga consideración y paciencia y sepa que eso va a ocurrir.

La falta de consecuencia con los que les decimos, les hace sentirse inseguros y les lleva a confusiones cuando ven que lo dicho no se cumple en algunos casos y en otros sí. Nadie dice que sea sencillo ser consecuente pero sí que es una muestra de cariño e interés.

 

Varios autores – Nuevos enfoques en educación

Podemos utilizar una analogía para explicar la forma en que podemos aumentar nuestros estilos de aprendizaje. Cuando vamos a pescar no se nos ocurre ir con un sólo anzuelo, seria absurdo algo así, porque si lo perdiéramos estaríamos desperdiciando todo el día. Igualmente, si fuéramos con un sólo anzuelo tampoco podríamos pescar diferentes tipos de peces, ya que hay distintos anzuelos apropiados para cada tipo de pescado. Tendremos más posibilidades de éxito cuantos más tipos de anzuelos llevemos en nuestra bolsa. Esto, que es algo evidente para ir a pescar, parece que no lo es tanto para bastantes estudiantes a la hora de ponerse a utilizar sus estilos de aprendizaje.
Más información

1 Comentario

  • Empezar a actuar para generar de a poco el cambio, gracias Ricardo por estos artículos me hacen mover de mi zona de confort de bienestar que muchas veces hace creer que todo esta bien

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies